Con alta participación y alumnos premiados cierra Experiencia Empresa 2021

Cerca de 1.800 conexiones registraron las 23 charlas y talleres que se dictaron como parte del ciclo Experiencia Empresa: Aprendizajes a distancia. Las exposiciones, que comenzaron en mayo de este año, nuevamente se realizaron en formato online.


Entre el 13 de mayo y el 26 de octubre y con un promedio de participación de cerca de 550 estudiantes de tercero y cuarto medio de seis establecimientos Técnico Profesionales, se realizó la 17? versión de Experiencia Empresa, programa de inducción al trabajo implementado por Fundación Itaú, que busca acercar a los jóvenes a la realidad y desafíos del mundo laboral potenciando el desarrollo de habilidades socio laborales.

Con este propósito, un grupo de colaboradores de Itaú expuso sobre distintas materias asociadas a la malla curricular de las especialidades de Administración y Contabilidad. Además, este año se sumaron nuevos talleres como el orientado a la exploración vocacional impartido por la psicóloga educacional, María José Anais. También participó Emilia Vergara, cofundadora y directora ejecutiva de la Fundación Niñas Valientes, quien invitó los estudiantes a reflexionar sobre la equidad de género y el derecho de avanzar hacia el futuro laboral de manera libre. Otro gran tema fue el de convivencia escolar y digital, desarrollado por Felipe Zanoni director ejecutivo de Brave Up.

Otra innovación fueron los talleres diseñados con la metodología de Aprendizajes Basados en Proyectos (ABP), que promueve el fortalecimiento de las habilidades del siglo XXI, como la creatividad, colaboración, comunicación y ciudadanía. La experiencia se desarrolló entre julio y septiembre, por medio de talleres que los estudiantes eligieron según sus intereses: El juego de la economía, Suelta la tongue: inglés, Emprendedores sociales y Mi ingreso al mundo laboral.

Sharitza Sánches y Esteban Repetti

Para cerrar el proceso, las y los estudiantes presentaron ocho proyectos y luego un jurado seleccionó a los tres mejores considerando criterios como la solución al problema presentado, la originalidad y los apoyos visuales, entre otros. Los ganadores del primer lugar fueron los estudiantes Daneyry Encarnación, del Colegio Enrique Alvear, y Esteban Ripeti, del Colegio Padre Pedro Arrupe, con el proyecto “Alargando la vida útil de las cosas”, preparado en el marco del taller de Emprendedores Sociales.

También la estudiante Sharitza Sánchez del colegio Padre Pedro Arrupe recibió como premio una Tablet por su destacada asistencia y participación en todas las charlas del ciclo. Con sorpresa agradeció la distinción destacando que Experiencia Empresa “nos sirve para la vida cotidiana y laboral y nos enseña también que debemos tener confianza en nosotros mismos”.

Las voces de tutores y docentes

“Aprendimos juntos y eso es muy valioso”, destacó Loreto de la Paz, directora de Fundación y gerente de Desarrollo y Cultura de Itaú, quien también dictó una charla. “Haber sido capaces de mantener esta iniciativa a pesar de la pandemia y haberlo tomado como una oportunidad de seguir avanzando, demuestra que tenemos la convicción de que esto es importante, de que cada uno de nosotros conformamos la sociedad en que estamos y que compartir ideas y experiencias nos ayuda a seguir creciendo”, agregó.

Por su parte, Ignacio Silva, director del colegio Enrique Alvear, resaltó que la Fundación “supo reinventar el programa con otros mecanismos y eso habla de lo importante que es para los colegios y los alumnos. La iniciativa es muy acertada y está alineada con el MINEDUC, porque lo que buscamos es que los estudiantes estén en contacto con personas que trabajan en empresas y aprenda y se preparen para el mundo del trabajo”.

“Para nosotros esta experiencia ha sido muy significativa. No solo se sumaron dos nuevos colegios, sino que también el doble de colaboradores del banco, lo que confirma que existe una fuerte cultura de voluntariado que busca involucrarse con la comunidad y generar espacios de aprendizaje y conversación que impactan en la vida de los estudiantes que están en una etapa crucial en la que deben tomar importantes decisiones para su futuro”, comentó Ana Lepe, gerente de Administración y Proyectos de Fundación Itaú.

El profesor del colegio Matilde Brandau de Ross, Roberto Bialostocki, felicitó a los alumnos que se destacaron en las distintas actividades y destacó “la motivación y la pasión de todos los equipos involucrados en este desafío, especialmente de todos los gestores de Itaú porque lo que hacen es muy potente”.

Finalmente, Claudia Peralta, jefa de UTP del liceo Luis Correa Prieto, agradeció la iniciativa que representa “una oportunidad para fortalecer el aprendizaje de los estudiantes y también de los docentes. Estamos felices de ver tanta comunidad de aprendizaje orientada a fortalecer la formación Técnico Profesional”.

Este año los colegios participantes fueron Enrique Alvear, de Cerro Navia; Padre Pedro Arrupe, de Quilicura; Matilde Brandau de Ross, de Valparaíso; Mariano Latorre de La Pintana y dos establecimientos que se sumaron en julio: Liceo Luis Correa Prieto, de Recoleta y Saint Trinity, ubicado en Lo Espejo.