Experiencia Empresa destaca a estudiantes de Santiago y Valparaíso

Cerca de 30 alumnos y alumnas de los seis colegios participantes recibieron un diploma para distinguir su trabajo, compromiso y crecimiento personal durante el desarrollo del programa implementado por Fundación Itaú.


Más de 500 estudiantes de tercero y cuarto medio de liceos técnico profesionales de Santiago y Valparaíso participaron en una nueva versión de Experiencia Empresa, cuyo principal objetivo ha sido acercar a los jóvenes a los desafíos que representa el mundo laboral. De ellos, cerca de 30 alumnos recibieron diplomas para destacar su participación en las 23 charlas del ciclo y las 16 sesiones de los talleres diseñados bajo la metodología Aprendizajes Basados en Proyectos que, por el contexto de pandemia, debieron realizarse en forma telemática.

De este grupo de estudiantes, 10 fueron seleccionados para realizar su práctica profesional en banco Itaú, en el marco del programa Transformar, que todos los años recibe postulaciones de jóvenes que desean vivir una experiencia de aprendizaje guiados por un tutor – colaborador del banco.

Al respecto y durante la ceremonia en el colegio Matilde Brandau de Ross de Valparaíso, su directora, Alejandra Paredes, remarcó que “tenemos que trabajar arduamente con respecto a la autonomía, la responsabilidad y la proactividad de nuestros alumnos, con el fin de que el día de mañana se enfrenten lo más positivamente a este mundo que los está esperando, para que sean un factor de crecimiento y apoyo a nuestra ciudadanía y a nuestro país”.

Felicitándolos por su activa participación pese al contexto actual, Ana Lepe, gerente de Administración y Proyectos de Fundación Itaú, señaló que el propósito de Experiencia Empresa siempre estará en potenciar los conocimientos técnicos de los estudiantes y también sus habilidades blandas. “Lo importante es el desarrollo integral de ustedes, porque esa es la mirada que está teniendo la empresa en todo el mundo. Las organizaciones logran un desarrollo pleno cuando sus colaboradores además de aportar con conocimientos, son también innovadores, creativos, y tienen la capacidad de adaptarse a los cambios y relacionarse con los otros de manera colaborativa”, subrayó.

Por su parte, el director del colegio Enrique Alvear de Cerro Navia, Ignacio Silva, comentó que el apoyo tecnológico de la fundación fue clave para desarrollar las clases online de forma positiva. “Sin eso hubiera sido imposible conectar a todos nuestros estudiantes, manteniendo así una trayectoria educativa en sectores donde es complejo educar y en tiempos en que nos era imposible la presencialidad”, puntualizó. Además, recalcó que los adolescentes han podido trazar una ruta de desarrollo académico y profesional vital: “La premiación demostró que, con compromiso institucional y compromiso de los estudiantes, las metas se consiguen y nuestros estudiantes siguen creciendo”.

Experiencia Empresa es un proyecto educativo de inducción al mundo laboral que se materializa gracias al voluntariado corporativo de Fundación Itaú y que hace posible que los jóvenes participen en espacios de trabajo colaborativo, adquiriendo conocimientos técnicos y fortaleciendo el desarrollo de relaciones humanas. Los colegios que formaron parte del programa durante este año fueron Enrique Alvear, de Cerro Navia; Padre Pedro Arrupe, de Quilicura; Matilde Brandau de Ross, de Valparaíso; Mariano Latorre de La Pintana; Liceo Luis Correa Prieto, de Recoleta, y Saint Trinity, en Lo Espejo.